EURATOM 2013. Exposiciones médicas, Justificación

DIRECTIVA 2013/59/EURATOM DEL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA.
Normas de seguridad básicas para la protección contra los peligros derivados de la exposición a radiaciones ionizantes.

Justificación

Las exposiciones médicas deberán mostrar un beneficio neto suficiente, teniendo en cuenta los posibles beneficios diagnósticos o terapéuticos que producen, incluidos los beneficios directos para la salud de una persona y los beneficios para la sociedad, frente al detrimento personal que pueda causar la exposición, considerando la eficacia, los beneficios y los riesgos de otras técnicas alternativas disponibles que tengan el mismo objetivo pero que no impliquen exposición a radiaciones ionizantes, o impliquen una exposición menor.

  • los nuevos tipos de prácticas que impliquen exposiciones médicas se deberán justificar antes de su adopción generalizada.
  • todas las exposiciones médicas individuales se justifificarán previamente, teniendo en cuenta los objetivos específicos de la exposición y las características de cada persona afectada.
  • si un tipo de práctica que implica una exposición médica no está justificada en general, pueda justificarse una exposición individual concreta de este tipo, en su caso, en circunstancias especiales, que se deberán evaluar caso por caso y documentar.
  • el prescriptor y el profesional sanitario habilitado deben procurar obtener, cuando sea posible, información diagnóstica previa o datos médicos pertinentes para la exposición planificada y tener en cuenta estos datos para evitar exposiciones innecesarias.
  • las exposiciones médicas para investigación médica o biomédica serán examinadas por un comité ético formado de acuerdo con los procedimientos nacionales o por las autoridades competentes.
  • la justificación específica para procedimientos médico-radiológicos que deban realizarse como parte de un programa de exploración médica sea llevada a cabo por la autoridad competente junto con las apropiadas sociedades medico-científicas u organismos pertinentes.
  • la exposición de los cuidadores deberá mostrar un beneficio neto suficiente, considerando los beneficios directos para la salud de un paciente, los posibles beneficios para el cuidador y el detrimento que la exposición pueda causar.
  • cualquier procedimiento médico-radiológico en una persona asintomática que deba realizarse para la detección temprana de enfermedades, debe formar parte de un programa de cribado sanitario, requiere una justificación específica documentada del profesional sanitario habilitado para esa persona, en consulta con el prescriptor, y siguiendo las pautas de las sociedades médico-científicas pertinentes y las autoridades competentes. Se prestará especial atención a la entrega de información a la persona sometida a exposición médica.

Copyright © 2018 Sociedad Española de Radiología Médica (SERAM)