Print Friendly, PDF & Email

Importante

Las autoridades de la salud informan que el coronavirus, el virus que causa la COVID-19, se ha diseminado mundialmente. El virus se transmite de persona a persona, usualmente a través del contacto físico cercano (dentro de los seis pies) con un individuo infectado, o a través del contacto directo con una superficie contaminada. La tos y el estornudo sin cubrir también puede desparramar el virus. 

Algunas personas infectadas presentarán pocos síntomas. Otros podrían experimentar problemas respiratorios graves. No está claro en qué punto la persona infectada puede diseminar el virus a los demás.

El coronavirus se está diseminando actualmente a lo largo de los Estados Unidos. Algunos estados, incluyendo Nueva York, California, Illinois y otros han emitido órdenes de “refugiarse en su lugar de residencia” para disminuir la velocidad de diseminación de la enfermedad. Además, se incentiva a todas las personas a que practiquen el distanciamiento social, el lavado de manos, y otras medidas para reducir sus riesgos de contraer y diseminar el virus. El riesgo de infección depende de la exposición. Los contactos cercanos de personas infectadas con el COVID-19 presentan el mayor riesgo de exposición. 

Los trabajadores del sector de la salud también están expuestos a un mayor riesgo de COVID-19. Como resultado, muchos hospitales, consultorios médicos, y centros de cuidados médicos están reprogramando los exámenes y procedimientos no esenciales y electivos. Antes de salir de su casa, contacte al consultorio de su médico para confirmar cualquier turno que tenga programado.

Los profesionales de la radiología se encuentran a la vanguardia de los cuidados para el COVID-19. Los médicos pueden utilizar la exploración TAC de tórax para confirmar un diagnóstico de neumonía viral. Los radiólogos y los departamentos de radiología también están tomando los pasos necesarios para mantener seguros a los pacientes, mantener la capacidad durante la actual crisis sanitaria, atender a los pacientes con COVID-19, y asegurar la atención radiológica para todos aquellos que la necesiten. Además de focalizarse en los procedimientos esenciales, están estableciendo protocolos de control de la infección para limpiar y esterilizar los equipos y para revisar a todos los pacientes a la entrada de los centros de atención. Otras medidas incluyen el distanciamiento social adentro de la sala de espera, el establecimiento de salas de aislamiento para personas que se sospecha estén infectadas, y la restricción de visitas en el hospital.

La imagen clínica completa del COVID-19 no está aún del todo clara. Síntomas reconocidos del COVID-19 incluyen enfermedad respiratoria entre moderada y grave con fiebre, tos, y dificultad para respirar. La COVID-19 a veces puede causar neumonía o bronquitis. Los infantes, los adultos mayores, y las personas con enfermedad del corazón y/o los pulmones, con sistemas inmunitarios debilitados, o on diabetes presentan un mayor riesgo de desarrollar una enfermedad grave debido al COVID-19. 

Hay una gran cantidad de información sobre el coronavirus disponible en el Internet. La mayor parte de esta información es falsa y potencialmente peligrosa. Asegúrese de consultar solamente las fuentes reconocidas de información creíble, tales como RadiologyInfo.org, la Organización Mundial de la Salud (OMS), y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de los Estados Unidos. Para más información visite:

 
Tagged With:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *